SI se cree se puede…

En el mes de diciembre nuestro seleccionado fue convocado, varios nombres que muchos decíamos (me incluyo) “…otra vez lo cito a fulanito, para que lo cita si no va?…” realismo ante todo y sinceridad brutal, pero no, no fue así, esta citación fue distinta porque FUERON TODOS y por allí se escuchaban voces que decían “Ahora de que se va a disfrazar Esquibel cuando quede afuera en la primera fase? A quien le va a echar la culpa?!” porque así somos los sanduceros, somos resentidos, envidiosos, ególatras y falsos muchas veces, nos surge con facilidad ponerle pero a todo y apostar siempre a perdedor. Y algunos se vieron obligados por razones laborales a no estar y hay que entenderlos, porque a fin de mes las cuentas no perdonan, ni que hablar que la comida en la mesa debe de estar diariamente.

Los amistosos no permitieron sacar mucho en claro sobre el nivel, pero si sobre la situación del equipo como tal. Y así arrancaron estos muchachos mezcla justa de juventud y experiencia, de años recorridos por algunos y hambre de gloria por muchos. Llego el 14 de Enero, Ligas Agrarias era el primer eslabón de esta cadena allá en el Vispo Mari, cancha complicada si las hay y no por el piso, convengamos que en Paysandú no tenemos campos de juego como el Camp Nou, sino por lo extra futbolístico, las luminarias, la gente…la gente… la terna arbitral, quizás no hay necesidad de recordarla.

¿Y que pasó? Paysandú empató 0 a 0 contra Ligas Agrarias…y arrancamos “este no sirve, aquel no puede jugar, Lima que se hizo echar… dejaron que lo mataran a Patriti…si no fuera por Acosta nos ganan en la hora… los 2 jugadores de 18 se arrastraron… Sin Paolo y el Nacho nos comen vivos…”. El equipo siguió, con bajas durante esa semana, poco claras, pero siguió. Llegó Guichón, los jugadores demostraron que el Estadio Artigas les sentaba bien, hicieron 5, tocó, creó, manejó la pelota, se adueñó de ésta…pero igual se dijo “los quiero ver contra Salto…”.

Entonces llego el 21 de Enero, llegó Salto, llegó esa caja asesina en la cual se convierte el Dickinson, que se come locales y visitantes, el “Gringo” se mantuvo firme y al igual que en el 2009 enmudeció a ese departamento (Paysandú no ganaba un clásico de visita desde hacia 8 años), que deportivamente no nos quiere ni un poquito y le ganamos 2 a 0 a un Salto desconocido. Y nos agrandamos nosotros los hinchas o los seguidores, familiares o amigos de algunos jugadores, empezamos a tener ganas. Paysandú fue a Guichón y estuvo fea, muchos minutos fueron de terror pero a veces ligamos, un cambio, sangre nueva, hambre y más hambre de estar, de sumar y en 3 minutos pasamos de ser los peores a nuevamente ser primeros invictos.

Y ayer fuimos todos!!!! Ayer fue el “cóntra” que hasta no hace mucho pregonaba: “¡¿Cómo andas che?? Y bueno acá estoy vine a ver perder estos perros…”, estaba también el que va siempre, sin importar que sean más de Amanecer, o de Bella Vista, o de Huracán o Barrio Obrero, o los “mimados” de 18 de Julio y hasta fué el veterano que te cuenta anécdotas de como antes, hace mucho Paysandú ganaba campeonatos caminando. Y todos salimos contentos ¿Por qué? Por la simple razón de que se ganó 2 a 0 y muy, muy en el fondo todos soñamos con la gloria!!, todos queremos jorobar algún amigo que es de otro lado y quedó afuera, así somos.

La “blanca” solo espera saber en qué puesto de esta Serie B clasifica y estos mismos jugadores el miércoles se harán cargo de eso, cuando nuevamente enfrenten en la última fecha de esta fase a Ligas Agrarias, esa “débil” selección (también clasificada) con la cual según muchos no podíamos haber empatado, porque era el cuadro “para hacer puntos” y resulta que ellos dejaron a una de las históricas capitales campeonas prácticamente fuera y dependiendo de otros resultados.

No se ganó nada, es verdad. Seguimos en carrera es muy cierto, pero lo importante es que estamos, metemos y tenemos ganas. Qué lindo apoyar, estar, sentirse parte, abandonar la chacrita y pensar que Paysandú somos todos, sin importar los colores. Queda un encuentro para dilucidar para donde vamos en el siguiente paso.

No sé cuánto nos quedara por recorrer, ojala y sea mucho, pero esta parte del camino va siendo preciosa!!; Sigamos apostando a que se puede…sigamos creyendo…

…SOY EL AMO DE MI DESTINO…
…SOY EL CAPITAN DE MI ALMA…

W.E.H

por MAJO DAGLIO.

*

You may also like...